Programas de inglés para estudiantes

  1. Entrenamiento para profesores de inglés
  2. Programas de inglés para estudiantes

A continuación encontrará los programas de capacitación en inglés para estudiantes.

En 2006, la Embajada de Estados Unidos en Colombia lanzó el programa Martin Luther King (MLK), el cual brinda programas de formación en el idioma inglés a minorías indígenas y afrocolombianas. El programa MLK busca promover el crecimiento personal y profesional de sus estudiantes, quienes, además de la instrucción en inglés, desarrollan habilidades de liderazgo. El programa se ha desarrollado junto a los centros Colombo Americano de las ciudades de Cali, Medellín y Quibdó, con el apoyo de la Embajada y USAID.

El programa de micro becas Access (English Access Microscholarship Program) brinda dos años de clases de inglés, después del horario escolar, a adolescentes de rendimiento académico sobresaliente de zonas poco privilegiadas y que se encuentren cursando los últimos tres años de educación secundaria.

El programa vincula el estudio del idioma con fuertes componentes interculturales, cívicos, tecnologías de información y liderazgo. Desde su inicio en 2004, más de 105.000 estudiantes en más de 85 países han participado en el programa.

En Colombia, el programa Access inició en 2009 y se ha desarrollado en las ciudades de Pereira, Medellín, Armenia, Manizales, Cartago, Bucaramanga, Cúcuta, Barranquilla, Buenaventura, Pasto, Quibdó, Cali, Apartadó y Bogotá, beneficiando a más  de 1.200 estudiantes. Este programa no acepta aplicaciones directas. Los participantes provienen de colegios públicos seleccionados por el administrador del programa en cada ciudad.

Este programa se inició en Tumaco, Nariño, en 2007, brindando instrucción en el idioma inglés a estudiantes provenientes de comunidades menos favorecidas. En 2008, el programa se extendió a Buenaventura. En el desarrollo del programa han participado la Universidad de Nariño, la Universidad del Pacífico y el Centro Colombo Americano de Cali. El programa es totalmente financiado por la Oficina de Asuntos Culturales del Departamento de Estado y la Embajada de Estados Unidos.